Uno de los mayores miedos a los que nos enfrentamos cuando viajamos son los robos, sin embargo, existen algunos consejos para mantener la seguridad y la de tus pertenencias en los viajes. Estos son algunos consejos simples para mantener tus pertenencias seguras cuando viajas:

  1. No lleves encima más de lo necesario

Ten en cuenta este consejo al planificar y preparar la maleta. No es necesario viajar con joyas valiosas, aparatos electrónicos que no vas a usar ni con cada tarjeta de crédito que tengas ni grandes cantidades de dinero en efectivo.

Los cajeros automáticos están disponibles en la mayoría de los países, y siempre que lo consultes con tu banco, no deberías tener problemas para retirar dinero en el extranjero. ¡Incluso lugares remotos como las Seychelles cuentan con cajeros automáticos!

Este consejo también se aplica para cuando estés explorando una ciudad nueva, y especialmente si esa ciudad es conocida por el carterismo: no lleves contigo más de lo que estás preparado para perder. Lleva un poco de efectivo y una tarjeta de crédito y deja el resto en la habitación.

Algunas personas incluso viajan en grandes ciudades con una cartera ‘falsa’, es decir, una cartera señuelo que se puede entregar en el caso de un robo, que contenga un poco de dinero en efectivo y un documento de identidad caducado dentro.

  1. Usa la caja fuerte

Utiliza siempre la caja de seguridad del hotel para guardar el pasaporte, tarjetas de crédito y el dinero adicional. Pero ¿qué pasa si te quedas en un alquiler de Airbnb o en algún lugar sin una caja fuerte? ¿O qué pasa si viajas con productos electrónicos que son demasiado grandes para la caja fuerte del hotel? En estos casos, considera comprar una caja fuerte portátil, por ejemplo, de la marca Pacsafe. Esta ‘caja fuerte’ no ocupa mucho espacio en el equipaje y se puede asegurar alrededor de cualquier objeto resistente y fijo de la habitación, como una tubería, el fregadero o la cómoda de la cama.

  1. No seas un blanco fácil

La mayoría de los casos de robo en el extranjero son delitos de oportunidad, ya que a los turistas no se los roba violentamente en la mayor parte del mundo. Por tanto, una de las mejores defensas es no convertirse en un blanco fácil. Aquí hay algunos consejos:

  • No muestres tus objetos de valor, especialmente en el transporte público.
  • No dejes objetos de valor en la habitación del hotel.
  • No dejes las cosas desatendidas cuando viajes.
  • No lleves un bolso que sea fácil de agarrar.
  • Y por supuesto, no saques un gran fajo de dinero en efectivo en público.
  1. Invierte en una mochila antirrobo

Una de las maneras más sencillas de dificultar el robo es viajar con una mochila antirrobo, como las de la marca Pacsafe, que protegen tus objetos de valor cuando viajas.

  1. No pongas las cosas a la vista

Guarda tus pertenencias en la mochila y no sueltes nunca nada encima de la mesa o debajo del asiento. Otro consejo: ¡No coloques los objetos de valor en la cesta de la bicicleta a menos que puedas asegurarlos allí de forma segura! Otras formas de mantener ocultas la documentación y el dinero son usar un cinturón, una bufanda u otra ropa con bolsillos ocultos (¡Incluso hacen sujetadores con bolsillos ocultos!).

  1. Contrata un seguro de viaje

Nunca está de más contratar una buena póliza de seguro de viaje para esas situaciones ‘por si acaso’. El seguro de viaje es vital para problemas de salud y accidentes, pero en muchos casos también puede ayudarte si te roban tus pertenencias.

En la mayoría de los casos, si obtienes un informe policial por un artículo robado, tu seguro de viaje puede ayudarte a reemplazar el artículo, o al menos a reembolsarte su valor.